Page 52 - TESLA17
P. 52

dE INTERéS
El hecho de captar y quemar el bio-
gás en etapas previas no implica la pérdida de recurso, ya que el biogás que se produce al inicio de la vida útil de la celda es de muy baja calidad, pero sí supone un impacto importan- te a nivel medioambiental. La opera- tiva actual de desgasificar las celdas según se van rellenando se iniciará en un futuro próximo.
Las antorchas permiten controlar las emisiones de biogás durante el inicio y el tiempo de inactividad del sistema de recuperación de energía y para el con- trol de gas que supera la capacidad de los equipos de conversión de ésta. Por otra parte, una antorcha evita la emi- sión de metano a la atmósfera al inicio de la vida útil de una celda, cuando la calidad del biogás no permite su va- lorización energética, o bien durante el tiempo de inactividad del sistema de recuperación energética, para au- mentar gradualmente el tamaño del sistema de generación de energía en un vertedero activo. A mayor volumen de residuos en el vertedero, mayor expansión del sistema de recolección; la antorcha se utiliza para controlar el exceso de gas evitando que el metano sea liberado a la atmósfera.
VALoRIzAcIóN ENERgéTIcA
(Las Lomas)
En la planta de valorización energética del C.T. Las Lomas (PVE) se recupera energéticamente el rechazo
no reciclable del tratamien-
to de la bolsa de restos, de la que previamente se han separado los materiales reci- clables y la fracción orgánica. Este rechazo de las plantas de tratamiento también llamado RDF, procede en su mayor parte de la planta de trata- miento del C.T. Las Lomas, y en menor cantidad de las otras plantas de tratamiento del Parque Tecnológico de Valdemingómez.
La PVE cuenta con tres líneas de combustión inde- pendientes, cada una de ellas formada principalmente por un horno de lecho fluido, una caldera de recuperación y una planta de tratamiento de gases. El RDF recibido se almacena en un foso común a las tres líneas de combus- tión. La alimentación de RDF
a las líneas de combustión se realiza desde el foso común mediante el em- pleo de puentes grúa.
Cada línea de combustión cuenta con un horno de lecho fluido, en el que mediante la inyección de aire, se consigue el movimiento de la arena existente en el fondo del horno, y al envolver ésta totalmente al combus- tible, se produce una combustión de alta eficiencia. Del fondo del lecho se extraen de forma continua las esco- rias mezcladas con arena que es cri- bada y retornada al horno.
Una de las características más ven- tajosas de estos hornos de lecho flui- do es que el porcentaje de inquema- dos en las escorias se sitúa por debajo del 0,1 %, muy por debajo del límite del 3 % fijado por la directiva de emi- siones industriales.
A su salida del horno, los gases son enviados a una caldera de recupera- ción de calor, donde ceden su energía térmica al vapor empleado en la ge- neración de electricidad.
Este vapor producido en las tres calderas es conducido a un grupo tur- bogenerador, común a las tres líneas, que tiene una potencia instalada de 29 MW. Tras deducir los consumos internos, la producción exportada se sitúa en unos 22 MW, suficiente para abastecer de energía eléctrica a una ciudad de unos 50.000 habitantes,
incluyendo consumos domésticos, in- dustriales y municipales.
Los gases, tras pasar por la caldera, sufren un completo proceso de filtra- do y limpieza para la eliminación de contaminantes.
En primer lugar atraviesan unos ciclones en los que se depositan las cenizas más gruesas. A continuación, los gases entran en un absorbedor en el que, mediante una inyección de le- chada de cal, se realiza la neutraliza- ción de gases ácidos.
Tras ello, los gases son sometidos a una doble inyección de carbón ac- tivo con objeto de eliminar dioxinas y furanos, antes de pasar a un filtro de mangas en el que se depositan las partículas más finas.
Posteriormente, los gases se intro- ducen en un sistema de reducción catalítica que reduce los óxidos de nitrógeno (NOx), siendo finalmente enviados a la chimenea mediante un ventilador de tiro inducido. La chi- menea está equipada con equipos de medida en continuo para cada uno de los distintos compuestos que exige la normativa. Los datos de las emisiones de los gases se pueden consultar en la web del Ayuntamien- to de Madrid, pudiéndose compro- bar que cumplen ampliamente con los límites de las diferentes directivas comunitarias traspuestas a la norma española.
54 tesla • PRIMAVERA 2018
Vista aérea de la planta de valorización energética de Las Lomas.













































































   50   51   52   53   54